CubitaNOW
x

Cubita NOW

Esposa de joven condenado a quince años de prisión en Cuba: El dolor no acabará hasta que esté libre

Redacción de CubitaNOW

Sociedad, Cuba

Mailín Sánchez, esposa de Yosvany Rosell García, condenado a 15 años de cárcel por su participación en las masivas manifestaciones del 11 de julio del pasado año en Cuba envió un contundente mensaje a las autoridades.

"Mi vida en estos 12 meses ha sido agotadora. Tenemos tres niños pequeños. Él era el sostén de la casa y de un momento a otro todo cambió. En este último año he tenido que ocuparme sola de todo: los niños, los gastos y apoyarlo a él", dijo en un mensaje citado por la organización Cubalex.

"Ha sido un año duro, de sufrimiento y lágrimas en mi casa, de dolor por su ausencia y por todo lo que nos han hecho".

"A la dictadura le digo que seguiré pidiendo su libertad porque él no hizo nada vergonzoso. Solo por salir y decir la verdad, lo que pensamos tantos cubanos y callamos por miedo, le han tronchado el futuro a mi esposo y a mi familia. El dolor no acabará hasta que esté libre", concluyó.


La pasada semana Yosvany Rosell García Caso fue golpeado y trasladado a una celda de castigo por vestirse de blanco en el primer aniversario de las protestas.

"Hoy fue llevado a celda de castigo, después de ser golpeado severamente por los guardias de la prisión, solo por usar ropa blanca hoy #11J", destacaba una publicación en el grupo de Facebook "Presos Políticos De Cuba".

La Fiscalía de Cuba pedía inicialmente 30 años de cárcel.

El joven de 33 años, y herrero de profesión, tiene tres hijos menores de edad. Fue acusado de sedición, delito por el que los tribunales lo condenaron a 20 años de prisión y tras la apelación, la sentencia final bajó a 15 años de privación de libertad.

"Yo en lo más mínimo me arrepiento de nada. ¿Cómo podría arrepentirme de querer ver a mi país libre de una dictadura comunista, que nos tiene sumergidos por más de 60 años en extrema miseria, y violando todos nuestros derechos humanos? Ese bendito 11 de julio no sólo marcó un antes y un después del inicio del fin del comunismo en Cuba, también nos mostró el peor rostro de la dictadura", aseguró en una carta en febrero de este año.

“Dictador Díaz-Canel, sabemos que esas sanciones no son porque hayamos cometido delito alguno, sabemos que esas sanciones son para intentar aterrorizar al pueblo cubano y que no vuelva a ejercer su derecho a manifestarse”, agregó.

Durante este último año su esposa Mailín Sánchez se ha mantenido exigiendo la libertad del joven.

“Los ahorros personales se acaban. He tenido que vender cosas en la casa que sobran. Es terrible la situación”, dijo en una entrevista con el medio Cubanet.

“Voy a seguir denunciando y haciendo todo lo que tenga que hacer por la liberación de mi esposo”, aseguró.

En varias ocasiones la mujer ha denunciado que le impiden visitar a su esposo en prisión y ha compartido desgarradores testimonios acerca de llos abusos de los que ha sido víctima Yosvany Rosell García en la cárcel.