CubitaNOW
x

Cubita NOW

Apagones empeoran el caótico servicio de los cajeros automáticos en Santiago de Cuba

Redacción de CubitaNOW

Tecnologia, Sociedad, America Latina, Cuba

Los apagones de seis horas y más de Santiago de Cuba han empeorado el caótico servicio de los cajeros automáticos a la población.   

De por sí, los usuarios ya tenían que lidiar con disímiles problemas, como la escasez de los aparatos, el volumen de aquellos que se encuentran fuera de servicio por mantenimiento o error en las operaciones, o la insuficiente disponibilidad de efectivo.

Sin embargo, a todas esas vicisitudes se suman ahora los reiterados apagones, pues, aunque las máquinas cuentan con un respaldo de batería, este no les es suficiente para permanecer encendidas durante las seis horas sin electricidad, explica un reporte este jueves en la prensa oficialista local.

“Largas filas y equipos que no disponen de efectivo o se encuentran fuera de servicio por mantenimiento o error en las operaciones, forman parte de la rutina de miles de personas que hoy cobran sus ingresos con dificultades”, señala el texto del periódico Sierra Maestra.

En el mismo, se argumenta que las máquinas, al quedar apagadas por la falta de energía, deben ser reiniciadas cuando se restablece el fluido eléctrico por un especialista. En el caso de los cajeros desplazados, los cuales no están instalados en una sucursal, debe llamarse al Centro de Gestión de Cajeros Automáticos Nacional para que accionen directamente con la máquina.

Para intentar aliviar la situación, el Banco Central de Cuba lanzó el servicio de Caja Extra, que permite al usuario realizar una transferencia de hasta 1000 pesos cup a la cuenta de la entidad beneficiadora y automáticamente entregársele igual cifra en efectivo. Sin embargo, el referido medio admite que el servicio no tuvo los resultados esperados por las autoridades.

“Para ello se requiere la imbricación necesaria entre tres instituciones, el banco, Etecsa y la entidad que genere ingresos diarios en efectivo, capaz de brindar el servicio. A pesar de las evidentes ventajas, la prestación no ha fructificado con éxito”, indica.

“Tres meses han pasado ya y aún no es posible observar un avance en el tema. El Banco Popular de Ahorro Bpa, no tiene establecida esta opción porque no mantiene relaciones con unidades empresariales que cuenten con las condiciones necesarias”, expone.

En 2021, el gobierno cubano puso en marcha la fracasada Tarea Ordenamiento, en medio de la peor crisis que ha sufrido la isla en décadas de castrismo. La medida eliminaría el valor del peso cubano convertible CUC y dejaría la moneda nacional circulando, con un aumento del salario mínimo a 2100 pesos CUP.

Pero tal decisión ocasionó una inflación colosal y, en consecuencia, una demanda mucho mayor de efectivo, que repercutió en la disponibilidad de los cajeros automáticos. Ante los elevados costos, uno de los problemas en que insiste la población cubana en general es precisamente la dificultad para extraer dinero de los aparatos.

Asimismo, los apagones son otro contratiempo que el gobierno cubano sigue sin solucionar, a pesar de varias protestas ocurridas por ese déficit. En junio, el gobernante Miguel Díaz-Canel dice que la solución a los prolongados cortes estaba “cerca”, pero no podía dar fechas. Los apagones están teniendo repercusiones negativas en otros servicios, como el del gas licuado, al generar mayor demanda de ese combustible.